Así es el Nissan GT-R, y luce exactamente igual al malvado auto policía de ‘Transformers’

Autos

El Nissan GT-R luce como el malvado auto policía de Transformers. ¿Recuerdan al desalmado auto policía de Transformers? Según parece alguien en la automotriz Nissan afirmó “hagamos uno real”, y de esta forma nació el Nissan GT-R, utilizado por el Skyline Metro Police, en Nueva York.

El Nissan GT-R, llama la atención no solo por su diseño, asimismo por las docenas de luces estroboscópicas y su acabado mate.

Las automotrices que procuran edificar carros poco a poco más eficaces y fiables, con diseños afables y familiares, Nissan siendo una de estas compañías. Todo esto nos hace olvidar que existen autos diferentes, autos como este, potentes, veloces y escandalosos.

El Nissan GT-R luce como el malvado auto policía de Transformers

El Nissan GT-R luce como el malvado auto policía de Transformers

Nissan tomó un estándar Nissan GT-R Premium (con un costo inicial de ciento nueve mil novecientos noventa dólares), le dio una envoltura negra mate, accesorios atractivos y unos neumáticos de veintidos pulgadas.

No parece un auto de policía normal. Conforme una hoja de especificaciones, el auto tiene prácticamente 4 docenas de elementos de luz led diferentes de Federal Signal, aparte de un altífono y una sirena montada en la barra de empuje frontal.

Los detalles de la fibra de lignito abundan, tiene los salvabarros guardabarros, el ala trasera es, asimismo, de fibra de lignito y las ventanas están polarizadas.

Impresionantemente, toda la personalización ha sido desarrollada para ser eliminada sin problemas; y de este modo puede ser vendido en su color original (es naranja por debajo).

Desgraciadamente, el vehículo no va a estar en venta este año, con lo que los amantes de los autos se deberán conformar con saber que existe.

Aqui les dejamos ciertas imágenes a fin de que se recreen con este refulgente diseño:

 

 

 

 

Compartir


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…


Comentarios