Sus amigos no fueron a su fiesta; pero Internet respondió; ¡fueron policías y bomberos!

Sus compañeros no fueron a su fiesta pero internet responde. La madre de Glen Buratti, un pequeño de seis años de edad, que sufre epilepsia y tiene autismo, decidió organizarle una celebración de cumpleaños, a la que invitó a sus dieciséis compañeros de clase, más ninguno fue.

Sus compañeros no fueron a su fiesta pero internet responde

Sus compañeros no fueron a su fiesta pero internet responde

Esto la llenó de tristeza, y lógicamente al pequeño Glen… no obstante, a veces suceden cosas inesperadas, como internet.

Al ver que absolutamente nadie llegaría a la celebración, la madre procuró desahogar su decepción, cuando menos en su cuenta de Facebook:

“Sé que esto puede parecer poco esencial, mas mi corazón padece por mi pequeño hijo. Invitamos a su clase (dieciséis pequeños) a su celebración de cumpleaños, pues cumple seis el día de hoy. Absolutamente nadie vino”.

Mas al leer esto en un conjunto de Facebook de su comunidad, ciertos reaccionaron y no dejaron que este pequeño se la pase solo en su cumpleaños.

Un conjunto de quince pequeños de la zona, acompañados de sus progenitores, ¡llegaron a casa de Glen para festejar! ¡Y asimismo un conjunto de bomberos y policías, con sus patrullas y automóviles!

Y claro, ¡le llevaron regalos!

Lo que parecía un instante triste y desolador, se transformó en el mejor festejo que Glen pudo haber tenido, puesto que sus repentinos invitados lo trataron como a una estrella.

Jugaron con él, lo subieron a sus automóviles y sobre todo, lo acompañaron en este día tan singular.

 

John Buratti, padre de Glen, manifestó en su cuenta de Facebook: “Estoy seguro que todos y cada uno de los vecinos miraban por sus ventanas”.

Con el alboroto que se armó, con automóviles y patrullas, probablemente creyeron que se trataba de una emergencia… y lo era: no hay solamente urgente que hacer feliz a un pequeño.

 

Esta es buena muestra de que internet asimismo tiene un lado afable y que puede valer para conectar personas con un buen propósito.
Esperemos veamos más historias como esta.

¡Felicitaciones Glen!

Compartir

Comentarios