Héroes: se queda atrapado en el metro y no llega a su graduación; pasajeros le organizan una

Curiosidades

Se perdió su graduación; extraños en el metro le hacen una ceremonia. Uno de los días más grandes de tu vida es, indudablemente, tu graduación. Imagina, es el último día en que vas a estar con todos tus compañeros y profesores, y es uno de los instantes que tienes para hacer sentir orgullosos a tus padres. Ahora, imagina que, por irte en transporte público, no llegas a nada de eso… Una auténtica lástima.

De ahí que este graduado de enfermería se hallaba desilusionado en tanto que, en su camino a la liturgia, el tren en el que se subió padeció una avería, lo que causó que se retrasara.

Se perdió su graduación; extraños en el metro le hacen una ceremonia

Se perdió su graduación; extraños en el metro le hacen una ceremonia

Jerich Marco Alcantara, fue forzado a pasar 3 horas en el tren, perdiéndose su liturgia de la Escuela de Enfermería de Hunter-Belluvue, en Nueva York:

Iba en camino a la entrega de diplomas, que fue a las 9:15 am, pero los retrasos en el tren hicieron que me llevase tres horas salir de ahí.

Tras cuarenta y cinco minutos, Alcantara y su familia y amigos sabían que no iban a llegar al comienzo de la liturgia, con lo que suplicaban que, por lo menos, pudiesen llegar a la entrega para verlo pasear por su diploma.

El resto de pasajeros escucharon la triste historia con lo que, al lado de sus acompañantes, organizaron un instante especial para él. Velozmente improvisaron una liturgia donde todos y cada uno de los pasajeros participaron aplaudiendo y deseándole lo mejor.

Su amigo recreó, en una aplicación de dibujo en su móvil, un diploma muy ‘original’, el que le entregó para después estrechar su mano, mientras que se escuchaba de fondo la canción Time of Your Life, de Green Day.

Agradecí su interés y participé en esto. Di las gracias a todos y cada uno de los pasajeros por haber asistido a mi graduación.

Los vídeos y fotografías del instante se han compartido en Fb, con cientos y cientos de comentarios positivos que felicitan al muchacho y a las acciones de quienes estuvieron presentes.

Y bueno, tras 3 horas, al fin llegaron al sitio, y si bien la mayor parte de sus compañeros ya se habían ido, el personal lo ayudó para percibir su pin y su papel. Por último, su novia recreó una minigraduación a fin de que pudiese pasear para el escenario.

Alcantara afirma que este instante fue, realmente, entretenido y singular, puesto que participaron bastantes personas que ni tan siquiera conocía, agregando que “todos fueron exageradamente afables y positivos”.

Compartir

Comentarios