Vecinos se juntan para celebrar el cumpleaños de un vagabundo; nunca antes había tenido uno

Noticias

Un hombre sin hogar recibe una fiesta de cumpleaños. Un conocido indigente en Manchester recibió una enorme sorpresa el día de su cumpleaños: ciertas personas de la comunidad se organizaron para hacerle una celebración.

Todos han visto a esas personas que no tienen un hogar para vivir y que de compañía en ocasiones solo tienen a un leal can. Pero un conjunto de personas en el R. Unido se organizaron para darle una sorpresa a Steve, un conocido indigente de Manchester.

Un hombre sin hogar recibe una fiesta de cumpleaños

Un hombre sin hogar recibe una fiesta de cumpleaños

Steve es un hombre sin hogar que generalmente frecuenta una cabina de teléfono en la que se acuesta para dormir así como su leal cánino Tyson. Las personas que viven cerca de esa cabina afirman que, en contraste a otros muchos indigentes, Steve jamás molesta a otros pidiendo caridad y que es muy gentil con las personas.

Un día estuvo charlando con una británica llamada Shalva Moussa sobre de qué forma había pasado sus últimos aniversario. Comentó que jamás había tenido una celebración de cumpleaños; hubo cuando halló un pedazo de candela y el día de su aniversario la prendió, solicitó un deseo y la apagó con un soplido.

Esa imagen le rompió el corazón a Shalva y decidió que Steve merecía una celebración, le preguntó cuando era su aniversario y puso manos a la obra.

Cuando el día llegó, Shalva se había organizado con otras personas y se reunieron con Steve para festejar su aniversario número 46 con una pequeña celebración afuera de un restaurán. Aun le pusieron carteles de felicitación en la cabina que frecuenta.

Inspirado por el desprendido acto de Shalva, otra persona añadió la información de Steve a una página online llamada GoFundMe en la que se admiten donaciones para ayudar a Steve a hallar un sitio seguro para pasar la época de invierno.

Las personas han hecho donaciones con la esperanza de que Steve no pase solo las fiestas decembrinas.

Un justo reconocimiento a Shalva y a todo el mundo que ayudaron a fin de que un hombre sin hogar se sintiese de nuevo como un humano.

Compartir

Comentarios