Le prometió a su amiga de la niñez que la llevaría al baile de graduación, y lo cumplió

Varon alfa: Le prometió que la llevaría al baile y lo hizo. Chicos, el día de hoy les presentamos a Ben Moser, el quarterback del equipo de futbol de la preparatoria Susquehanna en Camp Hill, Pennsylvania, un joven que cumple su palabra como todo varón que se precie de serlo.

Varon alfa: Le prometió que la llevaría al baile y lo hizo

Varon alfa: Le prometió que la llevaría al baile y lo hizo

Este estudiante y atleta es un muchacho respetuoso y querido por los profesores y compañeros, con lo que, cuando llegó el instante de hallar una pareja para el baile escolar, sus opciones no eran efectivamente limitadas.

Mas tras meditar en ello, Ben se sorprendió a sí mismo y a sus amigos cuando recordó una promesa que hizo hace 7 años, cuando estaba en cuarto grado…

Él había dicho que cuando fuera a su primer baile de graduación, llevaría a su amiga Mary Lapkowicz, una hermosa chica con síndrome de Down, como su cita.

Recordando su amistad con Mary, en el cuarto grado, Ben dijo: “Pensé que Mary era verdaderamente excelente. Era dulce y muy amable”.

Ben siguió su promesa y le solicitó a Mary que fuera su pareja para ese día tan esencial. Reunió múltiples globos y escribió “¿Baile?” en ellos, y se los dio a Mary. Ella estaba apabullada, y naturalmente le dio un “sí” como contestación.

Mary estaba sorprendida, pues había planeado ir con un conjunto de amigos. En cambio, tuvo una noche imborrable a la vera de Ben y bailó en todo momento; además de esto, se veía bella con un vestido color lavanda.

Plana Moser, madre de Ben, comentó:

“Se ha transformado en un hombre con un enorme corazón, una profunda sensación de poner al resto primero y, sobre todo, hacer que la gente se sienta singular y amada. El día de hoy, con lágrimas de dicha en mi ojos, observé una promesa cumplida, hecha hace siete años, a una chica hermosa”.

La familia de Mary estaba encantada. El hermano de la muchacha dijo:

“Muchos chicos a esta edad quizás hubiesen tomado su distancia de mi hermana Mary, quizás creerían que es extraña por tener síndrome de Down. Más no Ben. El siempre y en toda circunstancia cuidó de ella y también, aun le hizo la promesa de llevarla al baile, cuando solo estaban en 4to grado. 7 años después, cumplió su palabra y ha hecho a Mary muy feliz. Restauró mi fe en la humanidad”.

Indudablemente Ben es un enorme muchacho, ejemplo para muchos varones, y merece un enorme aplauso.

Compartir

Comentarios